Visa y Mercado Libre compiten por los pagos móviles

La clave está en un dispositivo lector de tarjetas, del largo y el ancho de un dedo pulgar, que se carga con un cable USB y que se adosa al teléfono móvil.

Gracias a una tecnología que se expande en la Argentina, cualquier teléfono móvil “inteligente” (“smartphone”) conectado a Internet puede convertirse en un “posnet” y ser usado para recibir pagos con plásticos bancarios en cualquier lugar.

Como informó iProfesional el 12 de agosto en esta nota, plomeros, cerrajeros, masajistas, y profesores particulares son algunos oficios que pueden usar este sistema para cobrar contarjetas de crédito y débito, en efectivo o en cuotas, cuando están en la calle o cuando van a la casa de sus clientes.

También personal trainers, taxistas y restaurantes con envíos a domicilio pueden aceptar plásticos de esta manera.

Para el consumidor la experiencia de pago resulta muy similar a la que viven en cualquier comercio con el “posnet” fijo.

La clave está en un pequeño dispositivo lector de tarjetas, del largo y el ancho de un dedo pulgar, que se carga con un cable USB y que se adosa al teléfono móvil por el puerto conector de los auriculares.

Tras registrarse y bajar una aplicación, el vendedor ingresa el monto de la operación y si será al contado o en cuotas.

Luego el cliente desliza su tarjeta por el dispositivo unido al “smartphone”, firma con el dedo en la pantalla táctil y se le envía un comprobante por correo electrónico, al tiempo que se debitan los fondos. En total, todo el proceso no lleva más de dos minutos.

El servicio, conocido “punto de venta móvil”, fue relanzado en junio por Prisma Medios de Pago –la empresa detrás de Visa y la red Banelco– y funciona como un servicio más dentro de su plataforma de pagos electrónicos Todo Pago.

Por ahora esta es la única empresa que brinda el servicio en forma masiva, aunque muy pronto tendrá competencia.

Mercado Pago, por ejemplo, prueba más de 50 “mPOS” con un grupo de vendedores de Mercado Libre y prevé lanzarlos a gran escala “en el último trimestre de este año”, según confirmó al diario porteño Clarín Paula Arregui, vicepresidente de Producto de Mercado Pago.

Los dispositivos serán iguales a los más de 40.000 que ya tienen funcionando en Brasil.

En el caso de Todo Pago, su mPOS salió a la venta a un precio promocional de $270, y en septiembre pasará a costar $960.

El lector se pide en la Web y se envía a domicilio. Luego, lo que se le cobra al vendedor es unacomisión del 4,9% de cada operación en un pago, del 15% si es hasta en 6 cuotas y del 23% si la financiación es hasta en 12 meses.

Los fondos de operación pueden ser cobrados por la empresa en 10 días hábiles en su cuenta bancaria.

Mercado Pago prevé comenzar regalándoles el dispositivo a los vendedores que lo soliciten y cobrarles una comisión fija del 4,95% más IVA por operación, sin importar que sea en un pago o en muchos.

Los plazos de pago serán distintos: 5 días corridos para los usuarios “certificados” de Mercado Libre y 14 para los no certificados.

En todos los casos, el comerciante deberá pagar comisiones mayores a las que les cobran por deslizar tarjetas en lectores fijos (1,5% para débito y 3% para crédito).

No deberán pagar un alquiler mensual por el dispositivo, y podrán llevar la caja, con su “posnet”, a cualquier parte.

Fuente: iProfesional

Abrir chat
¿Necesitas ayuda?